Ondas de choque

Ondas de choque

Las ondas de choque extracorpóreas, es un tratamiento utilizado desde hace tiempo en tratamientos médicos como es el caso de la litotricia, que usa las ondas de choque para deshacer los cálculos alojados en el riñón o la vesícula y convertirlos en diminutos pedazos, que posteriormente son eliminados del cuerpo a través de la orina.
Ante los resultados positivos y tras varios estudios se amplió su uso al campo de la fisioterapia para deshacer, en este caso, las calcificaciones de tejidos blandos del aparato locomotor, que ocasionaban dolor y rigidez a los pacientes. Desde entonces su uso se ha extendido al ámbito de la fisioterapia para tratar multitud de lesiones musculo-esqueléticas, cuyo tratamiento manual conservador en ocasiones no conseguía ser resolutivo.

Las ondas de choque en fisioterapia se pautan rigiéndose por estrictos parámetros según la patología y tolerancia del paciente. Su aplicación se lleva a cabo mediante un cabezal puesto en contacto con la piel a través de un gel conductor. De esta forma se consigue transmitir la energía desde la unidad principal a la zona lesionada, provocando una ligera molestia de corta duración (10-15 min) a nivel local.
El efecto tisular y celular que provocan da lugar a una respuesta inflamatoria que induce la reparación y reconstrucción de los tejidos dañados. Las sesiones, por lo tanto son espaciadas al menos una semana, para que el cuerpo tenga tiempo de asimilar la respuesta de reparación en los tejidos.

¿ PARA QUÉ SIRVEN?

En Mayor Fisioterapia recurrimos a esta terapia para tratar patologías osteoarticulares que, bien por su naturaleza (calcificaciones) o por su cronicidad, son muiy difíciles de solucionar únicamente por vía manual.
Los principales trastornos músculo-esqueléticos donde están indicados especialmente el tratamiento mediante ondas de choque son:

  • Puntos gatillo miofasciales
  • Fascitis plantar
  • Tendinosis
  • Tendinitis ( de de Quervain, epicondiltis, etc…)
  • Dolor crónico
  • Rodilla del corredor
  • Periostitis tibial

NO ESTÁN INDICADAS PARA:

  • Embarazo
  • Osteoporosis
  • Alteraciones en la coagulación de la sangre
  • Tumores
  • Infecciones
  • Efectos secundarios prolongados
  • Cirugías recientes
  • Edad de crcimiento
  • Marcapasos
  • Pseudoartrosis
  • tendencia al sangrado
  • Trastornos mentales ( depende de la medicación )

AVISO

Previo al tratamiento, su fisioterapeuta atenderá todas sus dudas y le hará entrega de un consentimiento firmado, para que disponga de esta información por vía escrita. Por favor, si usted se encuentra incluido en alguno de los apartados anteriores, colabore informando a su fisioterapeuta antes de iniciar cualquier tratamiento.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies